ICETAZO: CAMINAMOS HACIA ATRÁS COMO LOS CANGREJOs



  • MENUDA BIRRIA DE ACUERDO SOBRE EL PLAN DE CHOQUE PARA REDUCIR LA TEMPORALIDAD EN LAS ADMINISTRACIONES PÚBLICAS

LAMENTABLE acuerdo de lucha contra la precariedad en las Administraciones Públicas que nos brindan sindicatos mayoritarios y el Gobierno más progresista de la historia.

Ni el acuerdo ofrece seguridad jurídica, ni define con claridad la situación de abuso, ni incorpora medidas disuasorias, ni mucho menos sancionadoras de abuso como afirman algunos.

Pretender que el acuerdo firmado cumpla con uno solo de los requisitos impuestos por Europa es insultar la inteligencia de cualquiera; no hace falta ser experto en Derecho de la Unión, solo saber leer.

Veamos a qué llaman algunos seguridad jurídica y definición clara del abuso los supuestos defensores de los trabajadores:

Se establece una duración máxima de tres años de temporalidad, hasta ahí llega la claridad, para devolvernos, seguidamente, a la confusión corregida y aumentada.

“No obstante”, continua el acuerdo, el interino puede permanecer hasta la resolución de la convocatoria, ya la pifiamos, ahora ya no se sabe si el abuso son tres años o treintaitrés. Y aquí, el cese del interino no implicará compensación. Nuestro gozo en un pozo.

¡Toma claridad y seguridad jurídica! Si el proceso se hace eterno, sin saber exactamente por cuánto tiempo más y sin que el interino tenga culpa alguna pues ya no hay derecho a recibir ni la más mínima compensación.

¡Y qué les parece eso de las actuaciones irregulares!, ni seguras, ni claras; nadie sabe lo que son porque a las Administraciones se les permite todo. Serán las que no son regulares se supone. Eso sí, darán lugar a las responsabilidades que procedan: ¡caramba con lo que algunos llaman seguridad jurídica!, ¿alguien sabe a qué responsabilidades se refieren? ¿serán las penales? Nos quedamos con al duda, porque el texto no especifica nada al respecto.

¡Y lo de la indemnización es insuperable! Ahí si le han dado a la seguridad jurídica: “vamos a asegurarnos que ningún trabajador público cobre indemnización.”

Para empezar, ojito, que ya hemos visto que si la administración se eterniza en sus quehaceres no te corresponde indemnización.